Quizá, en estos momentos te estés preguntando algo parecido a: “cómo voy a iniciarme en el yoga ahora que estoy embarazada”. o incluso, “cómo sigo con mis rutinas de ejercicios durante el embarazo con seguridad”. No te preocupes, seas nueva o veterana, en Sanasté Studio queremos darte unas pautas que deberás tener en cuenta en esta nueva aventura.

Lo primero que tienes que saber es que sí se puede… es más, se debe.

El yoga es una disciplina que conecta el cuerpo, la respiración y la mente. Esta práctica utiliza posturas físicas, ejercicios de respiración y meditación para mejorar la salud general. El yoga se desarrolló como una práctica espiritual hace miles de años, pero aunque sigue muy vinculada a la meditación y la introspección o la espiritualidad, el yoga es para todos.

Durante la práctica realizaremos posturas (llamadas asanas), técnicas de respiración (llamadas pranas) y meditaciones para transformar el cuerpo y la mente. Si no has practicado nunca, qué mejor momento que este, durante el embarazo, que precisamente es cuando tu cuerpo más está cambiando y necesitas calmar mente y emociones con esta tormenta hormonal que estás viviendo. Y lo mejor, para iniciarse en el yoga si estás embarazada no hace falta que lo hayas practicado con anterioridad ni que te conozcas las posturas a la perfección, de eso nos encargamos nosotros. De hecho, lo único que necesitamos es que tengas ganas y quieras dedicarte unas horas a la semana para ti y tu bebé.

Realizar yoga durante el embarazo es posible si se tienen en cuenta los cambios que está sufriendo nuestro cuerpo en estos momentos. Además, no solo es que sea posible sino que cualquier profesional de la salud te dirá que es importante que se realice una actividad física que vaya acorde a nuestro momento vital. Para mantenernos tanto en forma para nuestra salud física y mental la práctica del yoga es un ejercicio muy recomendable.

Son numerosos los cambios que experimentan las mujeres en el embarazo, la postura de su cuerpo ha de adaptarse a llevar un bebé en el vientre además puede sufrir retención de líquidos, dolor de espalda y todos lo cambios generados por los desajustes hormonales. Por lo que es importante que las futuras mamás desarrollen una musculatura acorde y técnicas de relajación para que estas adaptaciones físicas y emocionales no se conviertan en un problema.

Lo interesante del yoga es que combina posturas en las que se utiliza casi todo nuestro cuerpo y técnicas de respiración, con unos movimientos suaves y sin impacto, pero que hace trabajar toda la musculatura.

Lo más importante que debes saber es que en Sanasté Studio, no es que adaptemos los ejercicios comunes al momento de gestación, sino que nos hemos especializado, todas nuestras clases están pensadas para este momento con secuencias pensadas para mejorar el estado físico y mental de nuestras alumnas.

Como sabes, para entrenar en cualquier práctica deportiva es conveniente dejarse asesorar por entrenadores y expertos porque saben calibrar nuestras capacidades y nos harán llegar a nuestro máximo potencial. Pues bien, en Sanasté Studio somos profesores titulados y expertos en el embarazo para que en este momento tan importante que estás viviendo estés acompañada por los mejores profesionales.

Si estabas pensando en iniciarte en el yoga espero que ya lo tengas claro. ¡Te esperamos!